Documentales sobre crimenes en españa

Belleza

Secuestrada a la vista de todos

Rocío se quedó hasta las 21.30 horas, cuando, según su novio, se marchó con la intención de ducharse y cambiarse de ropa en su casa. Su novio le reveló que había quedado con él y otros amigos en una feria de Fuengirola esa misma noche. Se informó trágicamente de que era la primera y única vez que Rocío hacía el viaje de vuelta sola y a pie. La joven solía ser llevada a casa por su novio, o recogida por su madre o hermana. Un residente extranjero -que falleció antes de que comenzara el juicio por el asesinato de Rocío- habría visto a Rocío caminando desde La Cala hasta Mijas, por lo que fue la última persona que la vio con vida. La madre de Rocío, Alicia Hornos, y su hermana, Rosa Wanninkhof, se pusieron en contacto con su novio y sus amigos al día siguiente.
Recibieron la alarmante noticia de que Rocío no había sido vista en la feria. Tras un mes de angustia, esperanza y especulaciones -en el que se encontraron sangre y zapatos de Rocío cerca de su casa- el cuerpo de la adolescente fue encontrado el 2 de noviembre de 1999. Rocío fue encontrada desfigurada, apuñalada nueve veces cerca del club deportivo «Los Altos del Rodeo», entre Marbella y San Pedro de Alcántara. El brutal asesinato pronto se atribuyó a Dolores ‘Loli’ Vázquez, una limpiadora que había mantenido una relación con la madre de Rocío, Alicia. Alicia Hornos se había divorciado del padre de Rocío, Willem ‘Guillermo’ Wanninkhof, de nacionalidad holandesa, en 1983. La madre de tres hijos afirmó que Willem era un maltratador doméstico, lo que la llevó a iniciar una relación con Loli en 1982. Cuando Willem regresó a Holanda tras su separación, Alicia se instaló en la residencia de Loli en Mijas.

Operación varsity blues: la…

Siempre cerca de la actualidad, los acontecimientos internacionales o las curiosidades de la vida cotidiana.  En esta página encontrará documentales y reportajes de Alemania, Europa y el mundo con historias cuidadosamente investigadas sobre política, negocios, ciencia, cultura, naturaleza, historia moderna, estilo de vida y deportes.
¿Qué tienen que ver las casas de la impresora 3D en Dubai, los muebles de caja de madera en Pekín, un ferrocarril colgante en Medellín, la agricultura urbana en Detroit y una microcasa en Berlín con la Bauhaus alemana?
El culto a la personalidad en la China comunista en alza, el sufrimiento de los refugiados rohingya en Bangladesh, el boom del gas en Mosambik y los temores de los pescadores y la construcción de puentes entre los refugiados y los alemanes con un musical.

Las tres muertes de marisela e…

En octubre de 1999, la adolescente hispano-holandesa Rocío Wanninkhof fue encontrada muerta a puñaladas en su pueblo natal de Mijas, en la Costa del Sol (España). Una mujer fue detenida y declarada culpable de su asesinato, pero en 2003, otra adolescente, Sonia Carabantes, fue asesinada a 20 km de distancia en Coín, y las pruebas llevaron a la policía a creer que tanto Sonia como Rocío habían sido asesinadas por la misma persona.
Rocío desapareció la noche del 9 de octubre de 1999, después de salir de la casa de su novio en La Cala de Mijas para caminar los 500 metros que la separaban de su casa, con la intención de reunirse con él y unos amigos más tarde en la cercana Fuengirola para asistir a una feria local. Nunca se la volvió a ver.
Inscríbete para recibir alertas sobre Netflix y servicios a la carta y recibir boletines de televisión y entretenimiento por correo electrónico de nuestro galardonado equipo editorial. Puede darse de baja en cualquier momento. Para obtener más información sobre cómo guardamos sus datos personales, consulte nuestra política de privacidad.
Al día siguiente, su madre y su pareja descubrieron las zapatillas de correr de Rocío y manchas de sangre cerca del camino por el que habría caminado para llegar a casa. Alertaron a la Guardia Civil y se inició la búsqueda. El cuerpo de Rocío fue encontrado el 2 de noviembre a más de 10 km de distancia, y la policía supuso que había sido asesinada cerca de su casa y luego su cuerpo había sido trasladado.

Dime quién soy

El documental explora el trágico asesinato de Rocío Wanninkhof, una adolescente encontrada muerta en Málaga, España, durante los años noventa. Es el primero de este tipo que aborda el caso en el que un amigo de la familia fue acusado injustamente de su brutal asesinato en 1999.
Rocío fue encontrada muerta a puñaladas tres semanas después de su desaparición. Poco después, una amiga de la familia y ex pareja de su madre, María Dolores Vázquez, fue declarada culpable y encarcelada, a pesar de que no existían pruebas físicas que la situaran en el lugar del crimen.
El documental ha tardado más de dos años en realizarse y examinará el papel de la justicia, la policía, las implicaciones políticas, los medios de comunicación y el papel de las relaciones de género y LGBTIA+ de la época en el caso.